• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado

24 de marzo de 2015

“En la Señal de la Cruz”

“En la Señal de la Cruz”



Este día, 24 de marzo, se celebra la jornada de oración y ayuno por los misioneros mártires.
        “Muchos misioneros --escribe Don Michele Autuoro, Director Nacional de Missio, en el subsidio para la jornada-- han dado su vida solo por el hecho de que, como Cristo, han elegido estar del lado de los pobres y los pequeños, porque han vivido las Bienaventuranzas como agentes de paz y de justicia por los pueblos que el Señor les ha confiado servir. Así que es una jornada de la memoria, pero también de intercesión por el don de la paz y la fraternidad auténtica en el respeto para todos...”.
        Esta conmemoración se inicia el año 1993 por el Movimiento Juvenil Misionero de las Obras Misionales italianas, tiene como fecha la del asesinato de Mons. Oscar Arnulfo Romero, arzobispo de San Salvador (24 de marzo de 1980).
        El tema elegido es “En la Señal de la Cruz” y se tiene en perspectiva la beatificación de Mons. Romero, que tendrá lugar el 23 de mayo.
        Según la información recogida por la Agencia Fides, durante los años 1980-1989 han muerto de forma violenta 115 misioneros. El resumen de los años 1990-2000 cuenta con un total de 604 misioneros asesinados. El número es significativamente mayor que en la década anterior, sobre todo debido al genocidio de Ruanda (1994), que causó al menos 248 víctimas entre el personal eclesiástico.
        En los años 2001-2014 el número total de agentes pastorales asesinados ha sido de 343 personas. Sólo en el último año 2014 han sido asesinados 26 agentes pastorales: 17 sacerdotes, 1 religioso, 6 religiosas, un seminarista, un laico.
        Sin embargo estas cifras son inferiores a las reales, ya que sólo se refieren a los casos confirmados y de los que se ha recibido notificación.

        Desde este rincón de Coria-Cáceres, nos unimos con la oración y la admiración, a todos los misioneros que, en las fronteras del amor, entregan su vida por el evangelio.

 Pedro Jesús Mohedano Santibañez
DelegadoDiocesano