• Francisco a OMP


    Discurso a la Asamblea OMP
  • Octubre 2019: Un mes misionero


    El Papa propone celebrar un mes dedicado a la Misión en el centenario de Maximun Illud
  • Discurso del Cardenal Filoni a OMP


    "El Evangelio nunca está anunciado

6 de marzo de 2011

La Conferencia Episcopal Española aprueba un directorio para relanzar la animación misionera en España


OMPRESS-MADRID (4-3-11) Mons. Ramón del Hoyo, obispo de Jaén y hasta ahora presidente de la Comisión Episcopal de Misiones, ha presentado a la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española el proyecto de un directorio que aclare, impulse y establezca las directrices de la animación misionera en España. Este proyecto se ha convertido en una realidad con su aprobación por los obispos españoles lo que supone un espaldarazo a que su contenido llegue a la práctica diaria de la Iglesia en España.

Este directorio responde con su contenido a cinco motivos de preocupación, que Mons. del Hoyo expresaba en su comunicación a la Asamblea Plenaria. Cinco motivos individuados en las delegaciones diocesanas de misiones, en los organismos nacionales responsables de la animación misionera como son las Obras Misionales, el Consejo Nacional, y la Comisión Episcopal de Misiones, y por el trato con los misioneros que vienen a España.

El primer motivo de preocupación es el creciente desconocimiento y falta de atención por los sacerdotes y las comunidades cristianas hacia las Obras Misionales Pontificias. Es decir, se sustituye el carácter universal de la cooperación misionera por necesidades misioneras particulares.

El segundo es la dificultad de algunas diócesis para cumplir los compromisos adquiridos con sus misiones diocesanas. Se trata, sobre todo, de la carencia de recursos humanos para seguir adelante con estas misiones.

En tercer lugar está la relegación a un segundo plano de las Misiones y el anuncio del Evangelio por los proyectos sociales y de desarrollo. Se relega lo que es esencial al compromiso misionero: el anuncio del Evangelio.

El cuarto motivo de preocupación es el descenso de las vocaciones misioneras. En muchas ocasiones no se plantea con nitidez la vocación misionera de por vida.

Por último está la resistencia a la celebración de las jornadas misioneras. El problema radica en que al pueblo de Dios se le priva de una animación misionera que va más allá de la cooperación económica.

El directorio, ya como documento de la Conferencia Episcopal Española, será publicado en los próximos meses.