• SEMANA ESPAÑOLA DE MISIONOLOGÍA


    "Misión y redes" Burgos del 2 al 5 de julio de 2018
  • CURSO DE VERANO DE MISIONOLOGÍA 2018


    "El Espíritu nos impulsa por los caminos de la Misión" Segovia del 25 al 30 de junio
  • MENSAJE JORNADA MUNDIAL DE LAS MISIONES 2018


    “Con los jóvenes, llevemos el Evangelio a todos” Francisco - DOMUND 2018
  • Guía Compartir la Misión 2018


    Propuestas de voluntariado misionero para jóvenes
  • ANIMACIÓN MISIONERA


    Recursos para la animación misionera de jóvenes
  • SUPERGESTO


    Revista misionera para los jóvenes
  • GESTO


    Revista misionera para los niños
  • REVISTA MISIONEROS


    Revista misionera para adultos que recoge la actualidad misionera de la Iglesia

1 de septiembre de 2014

Papa Francisco: Los jóvenes quieren protagonismo misionero


A finales del pasado mes de julio, el Papa Francisco se reunía con los sacerdotes de la diócesis de Caserta, durante su visita pastoral a esta diócesis de Italia. En este encuentro los sacerdotes tuvieron la oportunidad de hacer preguntas al Papa. Uno de los sacerdotes tocó el tema de la piedad popular y el riesgo de caer en un cristianismo individual y sentimental. El Santo Padre, tras poner en guardia contra las diversas formas de “intimismo” que se están difundiendo, explicó que la piedad popular verdadera nace del sensus fidei, que guía en la devoción de los santos, de la Virgen. Una piedad popular que nace de la propia vida. Y aunque se pueden cometer pequeños errores que hay que vigilar es un verdadero instrumento de evangelización. Fue en este contexto en el que explicó que el apostolado misionero con los jóvenes tiene algo de piedad popular:
“Pensemos en los jóvenes de hoy. Los jóvenes – al menos la experiencia que yo tuve en la otra diócesis – los jóvenes, los movimientos juveniles en Buenos Aires no funcionaban. ¿Por qué? Se les decía: hagamos una reunión para hablar… y al final, los jóvenes se aburrían. Pero cuando los párrocos han encontrado el camino para implicar a los jóvenes en las pequeñas misiones, ir de misiones en vacaciones, la catequesis a los pueblos que lo necesitaban, en los pueblitos que no tienen sacerdote, entonces se sumaban. Los jóvenes quieren de verdad este protagonismo misionero y aprenden desde ahí a vivir una forma de piedad que se puede también llamar piedad popular: el apostolado misionero de los jóvenes tiene algo de la piedad popular. La piedad popular es activa, es un sentido de la fe – dice Pablo VI – profundo, que sólo los sencillos y los humildes son capaces de tener. ¡Y esto es grande!”.